09 enero 2012

Lubina a la plancha con ensalada


Esta receta de lubina a la plancha no tiene complicación ninguna ya que, cuando compramos la lubina, le podemos decir al pescadero que nos la limpie y la corte para hacerla a la espalda. De esa manera, si no sabemos limpiar pescado o partirlo, no tenemos ninguna excusa para poner la plancha y, en poco tiempo, saborear esta fuente de sabor y proteínas. Tengo que advertir que no os paséis con las guindillas, sobre todo si no os gustan las cosas muy picantes.

Lubina a la plancha con ensalada


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 2-4 lubinas medianas
- 6 dientes de ajo
- 1-2 guindillas rojas
- Vinagre
- Aceite de oliva
- Sal

Preparación:
Como se supone que tenemos ya preparada la lubina para hacerla a la espalda, calentamos la plancha a fuego medio y extendemos un poco de aceite por encima. Ponemos la lubina por la parte de la carne y la dejamos que vaya haciéndose.

Poner a la plancha la lubina

Mientras se hacen las lubinas, cortamos a láminas los dientes de ajo, calentamos aceite en una sartén y los vamos dorando. Antes de que se doren, agregamos la guindilla partida. Cuando estén listos los ajos, agregamos un poco de vinagre y si queremos una pizca de sal.

Cuando la lubina esté hecha por un lado, le damos la vuelta con cuidado y terminamos de hacerla  por la parte de la piel. Una vez lista, la emplatamos con una ensalada de lechuga, cebolla y tomate que habremos preparado anteriormente. Le echamos por encima a la lubina el aceite con los ajos y las guindillas y servimos enseguida. Bon appétit!