29 octubre 2012

0

Mini pasteles de calabaza

Mini pasteles de calabaza

El pastel de calabaza es una de las recetas más típicas en ocasiones especiales como Halloween, nochebuena o año nuevo en muchísimos lugares de EE.UU. Independientemente de la tradición, es un pastel muy fácil de preparar y está muy rico. En esta ocasión, hemos realizado pequeños pasteles a modo individual, para hacerlos más divertidos. ¿A qué esperas para probarlos en una ocasión como esta?

Mini pasteles de calabaza


Dificultad: baja-media
Coste: bajo

Ingredientes: (8 pasteles)

- ½ calabaza (unos 350 gramos)
- 5 cucharadas de azúcar blanco
- 2 cucharadas de azúcar moreno
- 2 clavos de especie
- Una pizca de jengibre
- 2 huevos
- 2 láminas de masa quebrada
- 1 bote de nata de cocinar
- Mermelada de melocotón
- Canela molida
- Moldes de aluminio de diferentes formas y tamaños

Preparación:
Quitamos la piel a la calabaza, la cortamos a dados y la ponemos en una cazuela junto la mitad del azúcar blanco y el azúcar moreno. Añadimos medio vaso de agua, una pizca de jengibre, los dos clavos de olor y mezclamos. Dejamos que se haga a fuego bajo.

Cuando está la calabaza blanda, quitamos los clavos, trituramos con un tenedor y añadimos el azúcar restante, los huevos y un par de cucharadas soperas de nata. Mezclamos bien para disolver el azúcar.
Con los moldes de aluminio, vamos a presionar la masa quebrada y obtener una base. La dejaremos dentro de los mismos moldes sin sacarlas. Así haremos con los diferentes moldes y tamaños.

hervir-la-calabaza añadir-nata-y-huevo
montar-en-moldes hornear

La crema de calabaza obtenida, no puede ser muy líquida. Si es muy líquida, tendremos que poner un poco de mermelada sobre la masa de hojaldre para sellar un poco y que no se salga por los bordes la mezcla de la calabaza.

Rellenamos los moldes con la crema de la calabaza y metemos en el horno precalentado a 200 grados. Dejamos que se haga durante unos 20 minutos y sacamos del horno la bandeja. Desmoldamos y untamos por encima con la mermelada. Si tenemos un soplete de cocina, (es opcional), quemamos un poco la mermelada para tostarla y a continuación espolvoreamos con canela molida. Dejamos enfriar y listo. Bon appétit!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Siempre se agradecen los comentarios, es una forma de animar a seguir escribiendo. Gracias!