31 mayo 2013

1

Chipirones en su tinta


Los chipirones en su tinta son un rico plato que es muy fácil de hacer en casa, tienen un sabor espectacular y muy característico que le otorga la tinta propia del chipirón o de los calamares. Además, los chipirones son un producto muy económico que, preparándolos en su tinta, van a ser una delicia para toda la familia o los amigos.

Chipirones en su tinta


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4-6 personas)

- 1,5 kilos de chipirones medianos
- 2 cebollas grandes
- 2 pimientos verdes
- 6 dientes de ajo
- 1 zanahoria
- 2 bolsas de tinta de chipirones o calamares
- 1 vaso de vino
- 4-5 patatas medianas
- Sal
- Pimienta negra
- 1/2 guindilla
- Aceite de oliva

Preparación:
Limpiamos los chipirones y reservando los tentáculos o patas.

Picamos las verduras y los ponemos a pochar en una olla con un fondo de de aceite de oliva en el que previamente hemos frito un poco los dientes de ajo laminados. Agregamos las patas troceadas de los chipirones y dejamos que se hagan. Añadimos la media guindilla (no más para que luego no pique demasiado, tiene que tener su puntito picante suave). Salpimentamos.

Cuando está listo el refrito, apartamos y dejamos templar.

agregar-chipirones añadir-tinta

Rellenamos los chipirones ya limpios con el contenido de la olla, reservando la mitad de las verduras. Los cerramos con un palillo para que no se salga el relleno.

Volvemos a poner la olla con un poco de aceite de oliva e introducimos los chipirones ya rellenos. Rehogamos un poco y añadimos un vaso de vino. Dejamos unos minutos y, a continuación, añadimos un vaso de agua y dos o tres sobres de tinta de calamar. Mezclamos.

Dejaremos que se hagan durante 20-30 minutos. Si reduce mucho la salsa añadiremos agua. Freímos mientras las patatas.

Cuando están listos los chipirones, los sacamos de la olla y reservamos. La salsa la pasamos por la batidora. Rectificamos de sal.

Presentamos el plato con las patatas, los chipirones y la salsa ya triturada por encima. Bon appétit!


Si vemos que el relleno es insuficiente, le añadiremos a la parte que vamos a utilizar para ese mismo relleno, un poco de arroz. Intentaremos también no rellenarlos totalmente ya que al cocinar los chipirones encogen siempre un poco.

30 mayo 2013

0

Salchichas al ajillo

Salchichas al ajillo

Las salchichas al ajillo son uno de los entrantes más famosos y ricos que podemos preparar. Las salchichas son perfectas para los más pequeños, de lo más fáciles y rápidas de hacer, y podemos presentarlas en la mesa tipo tapa, pincho o como estas, que las he acompañado con unas patatas fritas. Si vais a prepararlas para los más pequeños, aunque sean salchichas al ajillo, intentad que tengan un sabor suave y agradable. Si a nosotros nos gustan con más sabor y más potentes, les agregaremos más ajo. Os aseguro que es una receta que les va a gustar tanto a los más pequeños, como a los mayores. ¿Y tú, cómo prefieres acompañar las salchichas al ajillo? ¿Hay algún truco o toque personal que das a tus platos de salchichas al ajillo para que sea el plato preferido de la familia?

Salchichas al ajillo


Dificultad: muy fácil
Coste: bajo

Ingredientes:

- 1 paquete de salchichas
- 1 cabeza de ajo mediana
- 1/2 vaso de vino blanco
- 2 hojas de laurel
- Sal
- Pimienta en grano
- Aceite de oliva virgen



Preparación de las salchichas al ajillo:


Pelamos y picamos los dientes de ajo. Reservamos. En una sartén con un poco de aceite, añadimos las hojas de laurel, unos granos de pimienta negra y el ajo. Dejamos que se frían los ajos un minuto y añadimos las salchichas cortadas a trozos junto con un poco de sal.

poner-el-ajo-a-refreir
añadir-las-salchichas

Si utilizamos salchichas pequeñas, tipo cóctel, podemos ponerlas enteras. En este caso yo utilicé salchichas de pollo y pavo. Podéis comprar las salchichas que más os gusten, pero os recomiendo que no sean rellenas, ya que le quitaría sabor a los ajos.

Refreímos las salchichas un poco y añadimos el medio vaso de vino. Cuando se consuma el vino podemos servir nuestras fantásticas salchichas al ajillo. Bon appétit!

29 mayo 2013

0

Tabla de calorías de los lácteos


Aquí tenéis una tabla de calorías de los productos lácteos y sus derivados espero que os sea de ayuda. También tenéis la tabla de calorías de las frutas, la tabla de calorías de verduras y hortalizas o los alimentos ricos en fibra. Si sabéis algún tipo de lácteo y sus calorías y no están en esta tabla, mandarme un comentario. Si veis algún error me lo comentarais. Lógicamente no están todos los productos, pero los iremos incrementando poco a poco.

Producto Cantidad Calorías
Clara de huevo 100 gramos 53
Yema de huevo 100 gramos 88
Huevo cocido 1 unidad 63
Huevo de codorniz 100 gramos 155
Leche entera 100 ml. 64
Leche semidesnatada 100 ml. 43
Leche desnatada 100 ml. 35
Leche desnatada con calcio 100 ml. 37
Leche desnatada en polvo 100 gramos 36
Margarina vegetal 3/4 100 gramos 540
Nata de cocinar 15% mg 100 ml. 118
Nata de cocinar 18% mg 100 ml. 198
Nata de cocinar 33% mg 100 ml. 318
Queso de Burgos 100 gramos 174
Queso de untar cremoso con queso azul 100 gramos 241
Queso Camembert 100 gramos 230
Queso Edam 100 gramos 380
Queso fresco 100 gramos 310
Queso Gouda 100 gramos 305
Queso Gruyere 100 gramos 540
Queso Manchego 100 gramos 320
Queso Mozzarella 100 gramos 335
Queso de untar normal 100 gramos 315
Queso Parmesano 100 gramos 320
Queso Provolone 100 gramos 300
Queso Ricotta 100 gramos 560
Queso Roquefort 100 gramos 360
Yogurt bífidus con muesli y fibras 0%mg 100 gramos 43
Yogurt desnatado 100 gramos 32
Yogurt bifidus con ciruelas 100 gramos 98
Requesón 100 gramos 80

28 mayo 2013

4

Hamburguesa de pescado

Hamburguesas de pescado

La hamburguesa de pescado es una de las más rápidas y nutritivas que podemos hacer para alimentar a toda la familia. Una hamburguesa de pescado de este tipo, a base de pescadilla y salmón, nos aporta todo el sabor y nos permite  aportar pescado a los más pequeños de una forma divertida.

Hamburguesa de pescado


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 3 rodajas de pescadilla
- 1 rodaja de salmón
- 4 panes de hamburguesa
- 1 cebolla
- 1 lechuga
- 1 diente de ajo
- Pan rallado
- Sal
- Pimienta molida
- Salsa rosa (opcional)
- Aceite de oliva


Preparación:
Quitamos al pescado todas las espinas que puedan tener y los dejamos muy limpios. A continuación los ponemos en la picadora junto a el diente de ajo y media cebolla. Añadimos sal y pimienta y un poco de pan rallado. Picamos e iremos rectificando de pan rallado hasta obtener la textura deseada. Esta receta es de pescado, pero podéis hacer una fantástica hamburguesa casera tradicional o una hamburguesa mexicana si os gustan los sabores más fuertes y picantes. Si sois de los que os gusta experimentar y probar sabores nuevos incluso podéis probar esta fantástica hamburguesa de lentejas que os sorprenderá.

triturar-el-pescado
hacer-la-hamburguesa

Ponemos un poco de aceite en la sartén o la plancha y hacemos las hamburguesas. Cuando están listas, las ponemos en el pan junto a un poco de lechuga y cebolla. Podemos añadirle salsa rosa por encima. Servimos calientes. Bon appétit!

27 mayo 2013

1

Melva en aceite

Conserva de Melva en aceite

La melva en aceite es uno de los productos más ricos que podemos preparar en casa y disfrutarla, si queremos, en el mismo momento, o más adelante si optamos por hacerla en conserva. Os voy a enseñar a preparar una conserva de melva en aceite, totalmente casera, y como vais a ver,  de la forma más sencilla y rápida. Todo un lujo de pescado.

Melva en aceite


Dificultad: fácil
Coste: bajo-medio

Ingredientes:

- 1 o 2 bonitos o melva enteros de un kilo aproximadamente
- 1 cabeza de ajos
- Laurel
- Pimienta negra en grano
- Aceite de oliva
- Una pizca de sal

Preparación:
En la pescadería, le decimos al pescadero que nos saque los lomos del bonito o melva. El resto, cabezas incluidas, lo podemos reservar para más adelante, eso es lo que yo hago, para hacer un caldo de pescado o un fumet.

Una vez tenemos los lomos los partimos por la mitad a lo lago. Les quitamos las espinas que veamos más grandes y reservamos.

En una olla ancha, pero sin mucho fondo, añadimos un vaso de aceite de oliva. También echamos unos gramos de pimienta negra, los ajos pelados, una pizca de sal y un par de hojas de laurel.


Ponemos a fuego muy bajo y metemos los lomos de melva. Añadimos agua hasta cubrir y los dejamos durante 20-35 minutos. Tienen que hacerse lentamente, así toma muy bien el sabor. Cuidado con el fuego que no lo estamos friendo. Eso es importante. El agua también tiene que evaporarse en su mayor medida.

Una vez el pescado listo, apartamos y lo dejamos al menos dos horas reposar. Pasado ese tiempo, podemos comerlo o hacer una conserva de melva con el mismo aceite. Para ello podéis ver cómo esterilizar botes de cristal y meter la melva con el aceite para disfrutar de ella más adelante. Bon appétit!

26 mayo 2013

0

Cómo escaldar tomates

Descubre en este vídeo cómo escaldar tomates. Una forma muy fácil de pelar los tomates que te va a ayudar mucho en la cocina para preparar tus mejores platos.



Si quieres, también tienes este artículo titulado escaldar tomates y leerlo.

24 mayo 2013

0

Arroz con aceitunas

Arroz con aceitunas

El arroz con aceitunas es uno de esos platos no muy conocidos y de los más sabrosos y ricos para los amantes del arroz, y por supuesto, de las aceitunas. Es muy sencillo de hacer y rápido ya que no tiene dificultad alguna. Podemos utilizar las olivas que más nos gusten y hacerlo a nuestra manera. En este caso hemos utilizado aceitunas deshuesadas, pero podemos comprar con hueso y quitarles nosotros mismos la carne. Cuestión de gustos. El tema es que son de esas recetas que hay, por lo menos, que hacerlas y probarlas.

Arroz con aceitunas


Dificultad: fácil
Coste: barato


Ingredientes: (4 personas)

- 3 tazas de arroz
- 2 latas de aceitunas sin hueso
- 1 cebolla
- 3 dientes de ajo
- Caldo de carne o pollo
- Sal
- Pimienta molida
- Aceite de oliva

Preparación:
Picamos la cebolla y laminamos los dientes de ajo. Refreímos en una sartén grande o una olla.
Cuando la cebolla está pochada, añadimos una lata de aceitunas picadas finamente y reservamos algunas la otra para añadirlas enteras. Salpimentamos, agregamos media cucharadita de pimentón y agregamos el arroz. Mezclamos bien.

hacer-refrito
añadir-arroz
agregar-aceitunas
dejar-reducir

Añadimos el caldo de carne o pollo a una proporción de dos tazas por cada una de arroz. Agregamos la otra lata de aceitunas y dejamos que reduzca hasta que el arroz está listo. Bon appétit!

22 mayo 2013

0

Mejillones al vapor

Mejillones al vapor

Os enseño a preparar unos riquísimos mejillones al vapor al estilo gallego. La  preparación de los mejillones es de lo más fácil y el resultado, unos de los platos más sabrosos y ricos que podemos comer de marisco. Una receta de lo más simple y excepcionalmente buena al estilo gallego.

Mejillones al vapor


Dificultad: muy fácil
Coste: barato

Ingredientes:

- 1 kilo de mejillones frescos
- 1 limón
- 2 hojas de laurel
- Perejil fresco
- Sal

Preparación:
Limpiamos muy bien los mejillones bajo agua fría. Los raspamos para quitarles todas las conchas que tengan pegadas y les quitamos las barbas con la ayuda de un cuchillo pequeño o una puntilla. Desechamos los que están abiertos ya que estarán malos.

En una olla grande, ponemos (opcional) menos de un dedo de agua y las dos hojas de laurel. Si no queremos, simplemente ponemos los mejillones con el laurel, ya que ellos mismo se abren y tienen agua por dentro. Se harán en su propio jugo. Les echamos una pizca de sal por encima y tapamos con una tapadera.

El fuego tiene que estar muy bajo. Para que se vayan abriendo poco a poco. Cuando están todos abiertos, subimos el fuego y los dejamos tres o cuatro minutos. Quitamos del fuego y reservamos para que se enfríen. Si los dejamos más tiempo los mejillones pueden ponerse duros y pierden textura y jugosidad.

Les quitamos una mitad de la concha y nos quedamos con la parte donde está el mejillón. Ponemos un plato con un poco de lechuga y presentamos los mejillones al vapor con perejil picado y limón por encima. Bon appétit!

21 mayo 2013

2

Evitar el olor a coliflor

Trucos y consejos para evitar el olor a coliflor cuando la cocemos en casa


Para evitar el olor a coliflor y que toda la casa huela cuando la cocemos hay varios trucos que podemos utilizar. Hay personas que, aunque les gusta mucho las verduras, no cuecen las coliflores por el olor tan intenso que dejan. Incluso cerrando la puerta suele oler por todas las habitaciones de la casa.

Es una pena que no comamos más a menudo esta rica hortaliza que está compuesta básicamente de agua y que es fundamental en dietas de adelgazamiento o bajas en grasas.

Por supuesto, también podemos comerlas de otras formas, como las coliflores rebozadas o hacer coliflor en conserva. Es cuestión de gustos.

Vamos a ver algún truco para minimizar el olor cuando hervimos las coliflores.

Trucos para evitar el olor a coliflor


- Podemos poner una miga de pan, seca o mojada en leche dentro del agua de la cocción de la la coliflor.

- Cuando cocemos la coliflor, podemos ponerle un chorrito de vinagre.

- También si añadimos al agua un poco de leche mientras hierve la coliflor, eliminará el olor y aparte, conseguimos que se blanquee un poco más.

- Algunas personas ponen incluso una rodaja de limón encima de la tapa de la olla. Así el limón desprende aroma y a la vez rebaja el olor a la coliflor.

- Añadir una pizca de comino al agua.

Estos son algunos remedios o trucos caseros para evitar o por lo menos eliminar el olor tan fuerte. Lógicamente lo reducimos, no vamos a eliminarlo por completo ya que es normal que huela un poco todo los alimentos que hervimos.

¿Conoces algún truco que no está aquí para evitar el fuerte olor a coliflor cuando las cocemos? Anímate y cuéntanos en los comentarios tu truco!

20 mayo 2013

3

Espirales con champiñones

Espirales con champiñones

Las espirales con champiñones son un plato de pasta muy fácil y rápido de hacer para toda la familia, y en especial, para los niños. Es un plato muy completo, rico y en el que vamos a utilizar champiñones frescos para garantizar ese sabor es único. Entiendo que es más cómodo comprar una lata de champiñones y agregarlos, pero hacerme caso, si tenéis un poco de tiempo, acercaros a la frutería y comprar champiñones frescos. No se tarda nada en limpiarlos y cambia totalmente el sabor de nuestro plato de pasta. ¿Qué opináis, lata o champiñones frescos?

Espirales con champiñones


Dificultad: muy baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 300 gramos de espirales
- 250 gramos de champiñones frescos
- 1 cebolla
- 2 dientes de ajo
- 1 bote de tomate frito
- Sal
- Pimienta negra molida
- 1/2 cayena (opcional)
- Perejil fresco
- Aceite de oliva

Preparación:
Ponemos una olla a hervir con agua y sal y añadimos la pasta hasta que está lista. Ponemos mirar las indicaciones del fabricante ya que cada uno tiene sus tiempos. Una vez al dente la apartamos, la ponemos bajo agua fría, escurrimos bien y reservamos.

Picamos la cebolla y laminamos los ajos. Limpiamos los champiñones y los laminamos.

refreir-champiñones
añadir-tomate

Refreímos la cebolla junto con los dientes de ajo y si queremos le añadimos un toque de picante con un poco de cayena. Cuando está la cebolla refrita, agregamos los champiñones laminados. Refreímos unos minutos hasta que están listos. Agregamos el tomate frito al gusto. Dejamos unos minutos.

Añadimos la pasta y un poco de perejil picado. Mezclamos y servimos bien caliente. Bon appétit!

18 mayo 2013

2

Empanada de puerro y bacalao

Empanada de puerro y bacalao

La empanada de puerro y bacalao es una de las más fáciles y rápidas que podemos hacer en casa y, con toda seguridad, van a ser la delicia de toda la familia por su jugosidad y sabor. Vamos a ver cómo hacer, con una masa de hojaldre fresca, estas riquísimas empanadas individuales que tanto gustan a pequeños y mayores. La combinación de puerro y bacalao está increíblemente buena. Os sorprenderá.

Empanada de puerro y bacalao


Dificultad: muy fácil
Coste: barato

Ingredientes:

- 1-2 puerros
- 1 trozo de bacalao desalado
- 2 hojas de masa de hojaldre
- 1 bote de nata de cocinar
- 1 huevo
- Sal
- Pimienta blanca

Preparación:
En este caso hice empanadas más pequeñas individuales, pero si queremos, podemos hacer una mayor para luego cortarla a trozos.

Limpiamos el puerro y lo cortamos a trozos de uno o dos centímetros. Ponemos una olla con agua a hervir y lo dejamos cinco minutos. Sacamos del agua y escurrimos. En una sartén, ponemos un poco de mantequilla y aceite de oliva y refreímos el puerro junto con el bacalao desalado, una pizca de sal y pimienta. Dejamos que se haga el bacalao.

refreir-los-puerros
añadir-nata

A continuación batimos el huevo, reservamos la mitad. Mezclamos la otra mitad de huevo con el bote pequeño de nata y lo echamos todo a la sartén. Removemos unos minutos y apartamos.

Con unos moldes metálicos redondos, hacemos cortes en la masa fresca de hojaldre. Rellenamos con la crema de puerros, ponemos otra parte de masa encima y cerramos con ayuda de un tenedor. Pintamos con la otra mitad del huevo batido.

Las metemos al horno precalentado a 180 grados y dejamos que suba la masa y se dore. Sacamos del horno y dejamos templar antes de comerlas. Bon appétit!

17 mayo 2013

1

Alubias a la marinera

Guiso de alubias a la marinera

Las alubias a la marinera es una de las recetas más ricas que podemos preparar con marisco y que es un plato espectacular en todos los sentidos. Las alubias son unas legumbres muy económicas que, en este caso acompañadas de marisco, nos da como resultante un plato típico de cuchara de lo más sabroso y con todo el sabor marinero. Solo con mirar la foto creo que dan ganas de tomar una cucharada y mojar pan. ¿Habías probado antes este guiso de alubias a la marinera? ¿Tienes algún guiso marinero, aparte de las alubias a la marinera que sea tu preferido?

Alubias a la marinera


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4-6 personas)

- 350 gramos de alubias blancas
- Mariscos variados; gambas, langostinos, almejas, mejillones, chocos y cigalas
- 1 cebolla o cebolleta
- 3 dientes de ajo
- 1 tomate maduro
- 1 pimiento rojo
- 1/2 litro de caldo de pescado
- Vino blanco
- Pimentón dulce
- Laurel
- Sal
- Pimienta
- Aceite de oliva virgen

Preparación de las alubias a la marinera:


Ponemos en remojo la noche anterior las judías para que se hidraten. Si queremos hacerlo más rápido y no tenemos las judías preparadas, podemos siempre comprar un par de botes de judías ya cocidas.

En una olla ponemos un fondo de aceite y freímos los ajos laminados. A continuación, añadimos la cebolla picada, el pimiento y el tomate sin piel cortado a dados y el laurel. Salpimentamos.

Refreímos y cuando está listo añadimos una cucharada pequeña de pimentón. Movemos rápidamente para que no se queme durante unos segundos y, a continuación, le echamos medio vaso de vino blanco. Lo dejamos unos minutos.

Añadimos las alubias y el marisco y mezclamos con cuidado. Echamos el caldo de marisco y agua hasta cubrirlo todo.  Cerramos la olla. Dejamos hasta que están blandas las judías que dependerá de la olla que tengamos.

Cuando está listo rectificamos de sal y listo. Si nos gustan las judías a la marinera poco caldosas, la dejaremos a fuego lento para que evapore líquido y no se partan las judías. Bon appétit!



Si no tenemos tempo y preparadas las alubias, podemos comprarlas en tarros ya hervidas y listas para agregar. Las pondríamos al final a fuego lento para que no se rompan.

15 mayo 2013

3

Cabrillas en salsa de tomate

Cabrillas en salsa

Hoy vemos la receta de cabrillas en salsa de tomate. Las cabrillas, a diferencia de los caracoles, se pueden encontrar a la largo de todo el año, aunque por regla general se comen más en los meses de primavera y principios de verano. Son muy fáciles de hacer y es una de las mejores tapas que podemos comer en cualquier bar o restaurante siempre y cuando nos gusten, porque ya se sabe que al igual que los caracoles, las cabrillas ya sean en salsa o en tomate, tienen sus incondicionales y sus detractores. Yo os enseño cómo preparar las cabrillas en salsa de tomate casera y veréis qué ricas y sabrosas que os van a salir. ¿Tienes algún truco para preparar tus cabrillas en tomate? ¿Cómo te gustan más las cabrillas estofadas o en tomate? ¿Prefieres los caracoles o las cabrillas en salsa de tomate?

Cabrillas en salsa de tomate


Dificultad: media
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 1,5 kilo de cabrillas
- 4 tomates maduros
- 1 cabeza de ajos
- 1 pimiento verde
- 2 cebollas
- Especias de caracoles
- 2 hojas de laurel
- Sal
- Aceite de oliva

Preparación:
Lo primero que tenemos que hacer es limpiar muy bien las cabrillas. Al igual que con los caracoles, este proceso es algo laborioso, pero merece la pena para que nos salgan unas cabrillas en tomate perfectas. Si las hemos comprado vivas, las ponemos en una olla grande o en el seno del fregadero con agua fría y le damos un primer enjuague. Las sacamos del agua y les echamos un buen puñado de sal. Las cabrillas empezarán a echar bastante baba. Las dejamos unos minutos y las volvemos a lavar con abundante agua fría de nuevo. Este proceso de limpiado lo repetiremos al menos tres veces para que están lo más limpias posible. Si queréis aprender la receta de caracoles a la andaluza más tradicional os dejo el enlace.

Ponemos una olla con agua fría, una cebolla entera, un poco de sal y un par de hojas de laurel y metemos  las cabrillas. El fuego muy bajo, de esa forma las cabrillas irán sacando los cuernos y saliendo. Si ponemos el fuego muy fuerte las matamos y se quedarían dentro.

Poco a poco irán saliendo y soltando espuma. Con ayuda de la espumadera la retiramos. Cuando vemos que todas las cabrillas están fuera, subimos el fuego al máximo. Dejamos hervir un par de minutos y apartamos. Reservamos.

hacer-el-tomate añadir-caldo-de-caracoles

Hacemos el tomate casero en una olla con un fondo de aceite de oliva. Picamos la cebolla, dos o tres dientes de ajo y el pimiento verde. Cuando están pochados, añadimos los tomates pelados bien maduros. Salpimentamos. Una vez listo el tomate frito, lo trituramos con la batidora. Lo hacemos más o menos fino según nos guste.

Hacemos una muñequilla de gasa o trapo fino con las especias de caracoles y la metemos en la olla. La muñequilla la rellenamos nosotros o podemos tener las especias compradas que vienen listas. Si nos gustan picantes ponemos una cayena más a la muñequilla de trapo con las especias. Agregamos el resto de los ajos, las cabrillas y cubrimos con el caldo de las mismas cabrillas.

Dejamos que se haga todo de 20 a 30 minutos a fuego medio y que reduzca y espese el caldo. Apartamos y servimos caliente nuestro plato de cabrillas salsa de tomate. Bon appétit!

13 mayo 2013

0

Especias de caracoles

Especias para caracoles

Las especias de caracoles podemos encontrarlas actualmente en cualquier supermercado, Vamos a ver como hacer esta mezcla de especias de caracoles, o para cabrillas, con una gasa, trapo fino limpio y teniendo algunas especias en casa que podemos utilizar muy fácilmente y dándoles nuestro toque personal sin necesidad de comprarlas. Si la calidad de los caracoles y la limpieza influye a la hora de prepararlos, las especias para caracoles, son las encargadas de darles el fantástico sabor que van a tener a la hora de comerlos.

Especias de caracoles


Dificultad: muy fácil
Coste: muy barato

Ingredientes: (1-1,5 kilos de caracoles)

- Pimienta negra
- Cilantro en semilla
- Cominos en grano
- Cayena o guindilla
- Hinojo (opcional)

Preparación:
Ponemos un trapo fino cortado o un trozo de gasa de las que se utilizan en el botiquín. Con ella luego hacemos un saquito que se llama comúnmente muñequilla. Por cierto ¿habéis probado las cabrillas en salsa de tomate? Pedazo de receta rica, rica. Bueno, seguimos...

Ponemos en el centro dos o tres cucharadas soperas de cilantro, una cucharada pequeña de comino, una de pimienta y una cayena. Dos cayenas si los queremos más picantes. Si nos gusta y tenemos en casa, podemos añadir un poco de hinojo. Lo normal es que se ponga fresco, pero si queremos,  podemos poner un poco dentro del saquito o muñequilla. Así es como se le suele llamar al saquito de las especias para caracoles.

Saquito o muñequilla de especias para caracoles

Le hacemos un nudo y lo metemos dentro junto a los caracoles o las cabrillas que vamos a preparar. Aquí tenéis la receta de caracoles tradicional. La cantidad es para un kilo o kilo y medio sin problemas. También podemos añadir o eliminar, según nuestros gusto ingredientes. Si no queremos que nos salgan muy picantes, eliminamos la guindilla o ponemos media. Es cuestión de probar y rectificar. Espero que os guste. Bon appétit!
3

Cerdo agridulce

Cerdo agridulce

El cerdo agridulce es una de las recetas típicas de los restaurantes chinos, que podemos hacer en casa de la forma más fácil y sencilla, y por supuesto, otorgándole el mismo sabor agridulce o mejor, que tiene en los restaurantes. Una forma rica y diferente de cocinar el cerdo y que suele gustar mucho a toda la familia por regla general. También hay muchos detractores de este tipo de comidas, pero si nunca habéis preparado, probar a hacer el cerdo agridulce en casa y seguro que cambiáis de opinión. ¿Eres de los amantes a la cocina china y al cerdo agridulce? ¿Tienes algún truco para preparar el cerdo agridulce casero? ¿Cual es la comida china, aparte del cerdo agridulce que te gusta más, estos rollitos de primavera caseros, por ejemplo?

Cerdo agridulce


Dificultad: fácil- media
Coste: bajo-medio

Ingredientes: (4-6 personas)

- 750 gramos de magro de cerdo
- 2 zanahorias
- 1 cebolla
- 1 pimiento verde
- 1 lata de piña en conserva
- 3 cucharadas de harina de maíz
- 1 cucharada de harina de trigo
- Sal
- Aceite de oliva

Para la salsa agridulce:

- 1 vaso de salsa de tomate natural
- 1 diente de ajo
- 1 cucharada de jengibre
- 1/2 vaso de vinagre
- 1/2 vaso de vino blanco seco
- 2 cucharadas de azúcar o miel

Preparación del cerdo agridulce:


Eliminamos todo el sobrante de grasa que pueda tener la carne del cerdo. A mi, por regla general me gusta la carne de cerdo muy magra. Y si son tacos muy gruesos, los partimos algo más pequeños. Reservamos.

Hacemos la salsa agridulce y reservamos. Os he dejado el enlace de la salsa agridulce para no volver a repetir la receta.

En un bol o un recipiente hacemos una masa de tempura donde vamos a sumergir la carne antes de freírla. Para ello hemos tenido antes que nada que poner un vaso con agua fría en el congelador. El truco de la tempura es que el agua esté lo más fría posible. Para hacerla, agregamos tres cucharadas de harina de trigo y una de harina refinada de maíz. Quizás todos las conozcamos por maicena. Un poco de sal y vamos a ir agregando agua fría hasta que se diluye la harina y conseguimos una masa no demasiado líquida. Reservamos hasta su utilización.

Limpiamos las verduras y las troceamos, no muy pequeñas. Ponemos una sartén y las refreímos unos minutos. No tienen que hacerse demasiado, más bien cruditas.

A continuación le agregamos la piña a trozos. Salpimentamos y dejamos que se vaya haciendo mientras hacemos la carne.

salsa-agridulce rehogar-verduras
hacer-masa-tempura masa-tempura-terminada

Ponemos una sartén con abundante aceite, introducimos los trozos de carne en la tempura y los vamos a ir friendo. Según van friéndose, los añadimos a la sartén con las verduras. Así hasta freír toda la carne. Mezclamos bien.

añadir-piña freir-el-cerdo-con-tempura
añadir-el-cerdo-a-la-verdura

Añadimos la salsa agridulce y a continuación un vaso del caldo de la misma lata de piña. Removemos, rectificamos de sal y dejamos reducir unos minutos a fuego medio. Apartamos y servimos. Bon appétit!

09 mayo 2013

0

Acelgas con huevos

Acelgas con huevos

Podemos preparar unas acelgas con huevos muy rápidamente y tener en unos minutos un gran plato con mucho sabor y muy nutritivo. Las acelgas con huevos es una receta muy económica y que nos vale para incorporar verduras a nuestra alimentación cotidiana sin renunciar al sabor.

Acelgas con huevos


Dificultad: muy fácil
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 1 kilo de acelgas frescas
- 4 a 8 huevos
- 6 dientes de ajo
- 1 taza de caldo de verduras
- 1 cucharadita de pimentón de La Vera
- Sal
- Pimienta
- Aceite de oliva

Preparación:
Limpiamos bien con agua las acelgas y les quitamos los tallos. Llevamos a ebullición una olla con dos dedos de agua y un poco de sal e introducimos las acelgas partidas a trozos grandes. Luego va a bajar mucho el volumen de las acelgas, no os sorprendáis.

Dejamos hervir tres minutos y las sacamos. Reservamos.

En una sartén con un poco de aceite echamos los dientes de ajo laminados. Cuando están dorados sin llegar a quemarse y con un color dorado, añadimos la cucharadita de pimentón y removemos. Recordad siempre utilizar un pimentón de calidad.

Agregamos ahora las acelgas escurridas y rehogamos unos minutos junto a un poco de sal y pimienta molida. Echamos la taza de caldo de verdura o si no tenemos caldo, media pastilla de caldo de verdura diluida en la taza de agua caliente.

Esperamos a que empiece a hervir y agregamos los huevos para escalfarlos. Uno o dos por persona según queramos. Dejamos que se hagan los huevos a nuestro gusto y retiramos del fuego. Servimos caliente con unas rebanadas de pan de campo a ser posible. Bon appétit!



Si queremos hacerla más nutritiva podemos añadir trozos de jamón cocido al rehogar las verduras. A los niños les encantará!

05 mayo 2013

0

Nachos con carne

Nachos con carne

Los nachos con carne son una de las recetas más típicas de la cocina tradicional mexicana. Podemos hacerlo, siguiendo esta receta, de la manera más fácil y rápida para compartir en la mesa con la familia o amigos. Todo el sabor Tex-Mex en tu casa.

Nachos con carne


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4-6 personas)

- 1 paquete de nachos
- 400 gramos de carne mixta
- 1 cebolla
- 2 dientes de ajo
- 1 cayena o pimiento chili
- Queso para fundir
- 1 lechuga
- 1 tomate
- Sal
- Pimienta molida
- Aceite de oliva

Preparación:
Limpiamos la lechuga y los tomates y los troceamos al gusto. Reservamos.

Ponemos en una sartén la cebolla picada y los dos dientes de ajos también picados en un fondo de aceite de oliva. Dejamos que se doren un poco y añadimos la carne picada. Salpimentamos, añadimos la cayena o el pimiento picante al gusto y refreímos. Mezclamos bien y dejamos que se haga la carne. Reservamos manteniendo el calor a fuego muy bajo.

Ponemos en un plato los nachos caseros a modo de cama (si hemos querido hacerlos nosotros) otra opción es comprarlos en un supermercado y así es más rápido y fácil.

Sobre los nachos ponemos el queso de fundir y le damos un golpe de calor en el horno, para que se derritan. Acabados de salir, ponemos la carne picada encima y, sobre la carne, el tomate troceado con una pizca de sal y la lechuga. Servimos inmediatamente para que no pierda el calor. Bon appétit!


Aunque la cocina mexicana es por norma general picante, hay que tener cuidado con la cantidad que echamos si no estamos acostumbrados. Es mejor que pique un poco sin exceso a que sea imposible de comer.

No os recomiendo que pongáis los nachos y el queso en el microondas porque no salen bien, los nachos tienden a ponerse blandos y no están igual que si los metemos durante un par de minutos en el horno.

02 mayo 2013

1

Albóndigas en salsa de soja y sidra

Albóndigas en salsa de soja y sidra

Las albóndigas en salsa de soja y sidra son un plato que va a gustar a toda la familia por su sabor y su textura suaves. Muy ricas y con un mínimo de grasa, ya que la hacemos con carne de pollo y pavo y de la manera más fácil y rápida. Una combinación fantástica de dos sabores únicos como la salsa de soja y la sidra asturiana.

Albóndigas en salsa de soja y sidra


Dificultad: fácil
Coste: bajo

Ingredientes: (4-6 personas)

- 400 gramos de carne picada de pollo y pavo
- 2 cebollas
- 1 zanahoria
- 4 dientes de ajo
- Perejil fresco
- Miga de pan blanco
- 2 tazas de caldo de pollo
- Salsa de soja
- Sidra asturiana
- Sal
- Pimienta molida
- Aceite de oliva

Preparación:
Ponemos en la picadora la carne junto a dos dientes de ajo, miga de pan, un poco de perejil fresco, una cebolla, un buen chorro de salsa de soja y salpimentamos. Picamos bien y reservamos. Si queda muy blanda la carne añadimos un poco más de miga de pan.

Hacemos con la carne bolitas para las albóndigas y reservamos.

picar-carne añadir-el-caldo
agregar-albondigas echar-la-sidra

Picamos una cebolla y laminamos dos dientes de ajo. Los ponemos a pochar en una olla con aceite de oliva. Cuando están blandos le agregamos la zanahoria picada y rehogamos unos minutos. Al cabo de ese tiempo, añadimos las dos tazas de caldo de pollo. Dejamos que se haga durante 10 minutos y, a continuación, trituramos bien con la batidora hasta dejar la salsa muy fina.

Añadimos las albóndigas, un chorro de salsa de soja, y un vaso de sidra. Salpimentamos y dejamos que se hagan las albóndigas hasta que reduzca la salsa. Apartamos y servimos. Podemos acompañarlas con unas patatas fritas, si queremos. Bon appétit!