18 febrero 2014

Profiteroles

Receta de profiteroles caseros

¿Quieres preparar profiteroles? Los profiteroles caseros son uno de los mejores postres que podemos hacer en casa con una pasta llamada choux. Esta pasta una vez horneada queda hueca en su interior y muy esponjosa. No es particularmente dulce, por los profiteroles suelen rellenarse o cubrirse con algún tipo de chocolate. Su elaboración no tiene ningún misterio y seguro que la habréis probado en más de una ocasión rellenos de crema pastelera, fresas y nata o simplemente, con chocolate por encima. Os dejo esta receta de profiteroles caseros para que os animéis y sorprendáis a la familia y los amigos con estos dulces tan buenísimos.

Profiteroles caseros


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes:

- 4 huevos
- 100 gramos de mantequilla
- 120 gramos de harina
- 1 cucharada de azúcar
- 1/2 cucharada de sal

Preparación de los profiteroles:


En una olla mediana o cacerola ponemos una taza y media de agua. Agregamos la sal, el azúcar y los 100 gramos de mantequilla. Lo ponemos a fuego medio y llevamos a ebullición. Una vez la mantequilla derretida por completo, apagamos el fuego.

Inmediatamente después agregamos la harina previamente tamizada. Si no lo hacemos siempre puede quedar harina apelmazada y luego no se mezcla bien, quedando grumos desagradables. La incorporamos toda y de una sola vez. Ahora es cuando empieza el trabajo ya que con ayuda de una cuchara o lengua de silicona, vamos a ir mezclando bien para hasta que formemos una pasta que se despegue de las paredes de la cacerola o la olla.

agregar-la-mantequilla llevar-a-ebillicion
agregar-harina mezclar-bien
mezclar-con-los-huevos pasta-lista

Cuando ya hemos terminado de hacer la masa, vamos a ir con la segunda parte del proceso para la masa choux. Añadiremos a la masa los huevos, pero uno a uno, es decir, no incorporaremos el siguiente huevo hasta que no está totalmente absorbido y con la masa homogénea.

Al principio cuesta un poco, pero vais a ver que con paciencia el huevo se incorpora a la mezcla poco a poco. Lo hacemos con los cuatro huevos y veréis como la masa se hace más blanda y maleable. Una vez tenemos la masa, la metemos en una manga pastelera y la llevamos al frigorífico durante media hora antes de utilizar. Así tomará un poco más de cuerpo.

llenar-manga-pastelera ponerlos-en-el-molde

Mientras se enfría la masa para los profiteroles caseros, precalentamos el horno a 220-240 grados. Ponemos un papel para horno en la bandeja y hacemos los profiteroles con la forma que veis en las fotos. Es muy fácil, si no os sale a la primera os saldrá a la siguiente. No hacerlos excesivamente grandes y pegados ya que van a subir un poco de volumen.

Cuando los tenemos todos, metemos la bandeja en el horno y bajamos la temperatura a 180 grados. Los dejamos durante 30-35 minutos y que estén algo dorados. No abrir el horno durante ese tiempo. Solo cuando vayamos a sacarlos definitivamente. Si queremos que tengan más brillo por fuera podemos pintarlos con un huevo batido. Es opcional.

Los ponemos una vez fuera en la parrilla del horno y dejamos enfriar antes de prepararlos, podemos comerlos rellenos o con chocolate por encima. Bon appétit!

2 comentarios:

  1. ¡Qué ricos! Me llevo la receta con tu permiso ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para eso está! Ya me contarás qué tal te han salido. Saludos!

      Eliminar

Siempre se agradecen los comentarios, es una forma de animar a seguir escribiendo. Gracias!