27 junio 2016

0

Toad in the hole o sapo en el agujero

Toad in the hole o sapo en el agujero

Toad in the hole o sapo en el agujero. Una receta típica británica y que, por supuesto, no os asustéis, no lleva sapo. Es un plato realizado a base de salchichas rebozadas en lo que ellos llaman Yorkshire pudding o budin de Yorkshire. No he logrado saber con exactitud el porqué de su nombre, pero parece que la idea más extendida es que parece un sapo que está sacando la cabeza en un agujero. Bueno, ya se sabe que esto de poner nombres raros a los platos no es exclusivo de un solo país. Nosotros tenemos la ropa vieja, que es carne aprovechada de un puchero con patatas fritas; tigres, que son las conchas de los mejillones rellenas de mejillón y bechamel; huevos de fraile, que es un plato típico de Cádiz y es una masa de harina de garbanzo aliñada; pipirrana, que ni tiene pipí, ni lleva ranas, y es una ensalada, y así podría seguir escribiendo mucho más...

Este plato típico de UK que vamos a ver, toad in the hole, es bastante fácil de hacer, el truco reside en la forma en la que vamos a echar la masa a la bandeja del horno, que tiene que estar muy caliente, y previamente metida en el horno con el aceite.

El toad in the hole o sapo en el agujero, se presenta con una salsa a base de cebollas y caldo de carne por encima. Un plato realmente rico aunque con un nombre un poco raro. ;)



Toad in the hole o sapo en el agujero


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes:

- 6-8 salchichas frescas de cerdo preferiblemente
- 4 huevos
- 200 gramos de harina
- 200 ml de leche entera
- 1 cebolla grande roja
- 2 dientes de ajo
- Caldo de carne o una pastilla de caldo de carne
- Sal
- Pimienta
- Aceite de girasol


Preparación:

Lo primero que hacemos es la masa o Yorkshire pudding para nuestro toad in the hole. Ponemos cuatro huevos en un recipiente y batimos bien. A continuación, añadimos los 200 ml de leche y batimos de nuevo. Echamos la harina tamizada, un poco de sal y volvemos a mezclar bien.

Añadir la leche a los huevos

Añadir la harina tamizada

Masa de toad in the hole

Tiene que quedar una masa cremosa y no demasiado espesa. Pues ahora la tapamos y tenemos que dejar que repose, al menos, media hora. Esta es una de las claves de la receta.

Vamos a hacer en una cacerola las salchichas para tenerlas preparadas. Ponemos un poco de aceite y calentamos. Añadimos las salchichas y doramos. Reservamos.

Ponemos el horno a calentar a 180 grados con la bandeja de cristal dentro, a la que vamos a añadir un buen chorreón de aceite de girasol y que repartiremos por ella antes de meterla en el horno.

Añadir la masa a la bandeja

Dejamos que el aceite esté muy caliente, casi humeando y sacamos la bandeja del horno, con mucho cuidado, que estará hirviendo. Ponemos las salchichas repartidas encima de la bandeja y añadimos por encima la masa. Tiene que chisporrotear ya que el aceite está hirviendo. Repartimos la masa bien y volvemos a meter la bandeja en el horno.

La vamos a dejar durante 30 minutos en el horno aproximadamente, o hasta que haya subido y tomado color. Pasado ese tiempo, podemos sacar nuestro sapo en el agujero del horno y dejarlo enfriar. Veréis que la masa ha subido y se ha inflado, casi como si hubiéramos echado levadura. Cuando lo comáis, veréis que es una masa muy esponjosa. Eso es lo que llaman ellos Yorkshire pudding.

Mientras se hace la masa en el horno, haremos la salsa con la que vamos a acompañar nuestro plato típico británico. En la cacerola donde hicimos las salchichas, ponemos a pochar los dientes de ajo laminados y la cebolla laminada. Una vez han tomado color, agregamos un poco de sal, pimienta y un cuarto de litro de caldo de carne o el equivalente en una pastilla de caldo y agua. Dejamos hervir y reducir un tercio. Podemos pasar la salsa, si queremos, por la batidora, es cuestión de gustos. Una vez reducida, estará lista para acompañar a nuestro toad in the hole. Bon appétit!

21 junio 2016

0

Chips de plátano macho caseros

Chips de plátano macho caseros


Los chips de plátano macho son muy fáciles de preparar y un sustituto divertido y diferente a las patatas de toda la vida. La versión que os presento es la más básica, simplemente el plátano frito con algo de sal, pero podéis añadirle las especias que más os gusten por encima y darles un toque personal. Incluso si queréis, podéis utilizarlos a modo de nachos y comerlos con salsa guacamole. Ya os digo que os abre un mundo de posibilidades y podéis encontrarlo en muchos supermercados.

Chips de plátano macho caseros


Dificultad: muy baja
Coste: bajo

Ingredientes:

- 2 plátanos machos verdes
- Sal
- Aceite de girasol

Preparación:
Lo primero que haremos es pelar el plátano. Para ello hacemos dos cortes a lo largo del plátano. Es una cáscara dura, así que tened cuidado de no partir el plátano a la hora de pelarlo. Una vez pelado lo vamos a cortar en rodajas de dos o tres milímetros de grosor. Aquí es donde llega la hora de la verdad y la destreza que tengamos. Si las hacéis más gruesas no quedarán luego los chips tan crujientes. Por si os interesa también podéis mirar la receta de patacón o tostón de plátano macho que hice hace poco y que está también en mi blog.

Una vez cortados los plátanos, ponemos una sartén con aceite de girasol, ya que tiene un sabor más suave que el de oliva, a fuego medio-fuerte y freímos las rodajas en pequeñas tandas, para evitar que el aceite se enfríe.

Pasamos los chips de plátano a un papel de cocina y espolvoreamos con sal. Aquí es donde podéis poner lo que os guste, como especias surtidas, ajo en polvo, etc.., y listos para disfrutar, solos o acompañados. Bon appétit!

16 junio 2016

0

Empanada de tortilla de patatas o española

Empanada de tortilla de patatas

Si os digo empanada de tortilla de patatas, o empanada de tortilla española ¿Os suena raro? pues es la receta que vamos a ver hoy, cómo hacer una fantástica empanada de tortilla de patatas. Por supuesto la primera impresión es un poco rara, pero os aseguro que está de escándalo. Salen unas porciones realmente jugosas y que vamos a potenciar con queso y tomate frito. Si no se os hace la boca agua es porque os habéis quedado impactados, ;) Es una receta sencilla y diferente, como podréis leer ahora. La masa para hacer la empanada es de hojaldre, que la había comprado en un supermercado en la sección de refrigerados. Por favor no comprar las congeladas, que no salen igual. Es un consejo, ya cada uno que haga lo que quiera. Y por supuesto, lo principal, pues la tortilla de patatas. Que os pondré un enlace, por si todavía, hay alguien que no sabe hacerla o me lee desde otro sitio y quiere aprender y prepararla.

Empanada de tortilla de patatas


Dificultad: baja-media
Coste: bajo

Ingredientes: (4-6 personas)

- 4 huevos frescos
- 3 patatas grandes
- 1 cebolla
- Sal
- Aceite de oliva
- 1 paquete de masa de hojaldre
- 1 bote pequeño de tomate frito
- Queso en lonchas

Preparación:
Lo primero, por lógica que haremos es una tortilla de patatas con los huevos, las patatas y la cebolla picada. No os voy a poner cómo hacerla pero sí, un enlace a cómo hacer una fantástica tortilla de patatas o tortilla española. Ahí, los que no sepan cómo se hace, pueden verlo paso a paso. Los demás, seguid leyendo..

Una vez tenemos la tortilla lista, ponemos el horno a calentar según las indicaciones del fabricante de la masa de hojaldre. Creo que suele ser 180 grados por norma general.


Extendemos la masa de hojaldre encima de un papel para horno. Ponemos trozos de la tortilla de patatas repartidas por encima de la masa de hojaldre. Encima un poco de tomate frito y lonchas de queso. Cerramos la empanada y cuando el horno ya tiene la temperatura correcta, metemos la empanada al horno según las indicaciones de nuevo del fabricante, o hasta que veamos que ha subido y tomado color.

Podemos pintar la empanada con huevo si queremos, yo no lo hice. Una vez lista, sacamos, dejamos un poco enfriar y lista para comer. Bon appétit!

11 junio 2016

0

Filetes de magro de cerdo empanados

Filetes de magro de cerdo empanados

Si queréis preparar unos filetes de magro de cerdo empanados, os enseño cómo hacerlos para que os queden con una carne blanda por dentro, y un empanado crujiente y magnífico por fuera. La receta es de lo más fácil de hacer y la carne de cerdo es muy blanda, por lo que son ideales para un día de playa o de campo. Podemos comerlos tal cual, con una ensalada, en un bocadillo o acompañados de nuestras salsa preferidas. Si os preguntáis por el coste, no os preocupéis, son una de las carnes más económicas que podemos comprar, vienen fileteados y encima tienen muchas posibilidades en la cocina. Yo de momento os presento los filetes empanados pero también tengo preparadas la receta de filetes de magro de cerdo en salsa, que la podré más adelante. Animaros y ya me contaréis.

Filetes de magro de cerdo empanados


Dificultad: muy baja
Coste : bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 1-2 filetes de magro de cerdo por persona
- Huevos
- Pan rallado
- Ajo en polvo
- Perejil picado
- Pimienta molida
- Cebollinos (opcional)
- Pan rallado
- Sal
- Aceite para freír

Preparación:

Batimos un par de huevos en un plato junto con un poco de cebollino picado (opcional), sal, perejil picado, ajo en polvo y pimienta molida. Reservamos. De momento vamos a poner solo dos huevos, si luego vemos que necesitamos más cantidad, iremos incorporando y batiendo.

Ponemos un film transparente en la tabla de cocina y encima el filete de magro de cerdo, tapamos con otro film transparente y golpeamos con un rodillo de cocina y una maza. De esta forma estiramos la carne y al golpear, partimos las fibras, por lo que quedará aún más blanda la carne. Si queremos podemos hacerle unos pequeños cortes también, transversales, pero sin llegar a traspasar los filetes, con un cuchillo. Salpimentamos y reservamos. Esto lo vamos a hacer con todos los filetes. Veréis que ahora son más grandes, porque se han expandido al golpearlos.

Aplastar los filetes

Pasamos los filetes por el huevo batido y después por el pan rallado. Esto no tiene ciencia ninguna, hay otro tipos de empanados, como pueden ser con kikos o con cereales, como esta receta de pollo empanado con cereales, que está buenísimo por el toque extra crujiente que tiene.

Aplastamos con las manos, para que quede bien pegado el pan, y los colocamos en un papel de aluminio o un plato. Los preparamos todos y si nos quedamos sin huevo, hacemos lo que os dije antes, vamos añadiendo.

Dejar reposar los filetes ya empanados

Yo suelo dejar los filetes un rato una vez que los he empanado. No se por qué pero me gusta cómo sale luego la fritura mucho más que si los frío directamente. Si queréis, los dejáis reposar unos quince minutos antes de freírlos.

Ponemos una sartén grande, donde entre todo el filete y los freímos hasta que tengan un color dorado y apetitoso. Los sacamos y dejamos sobre papel de cocina y listos para comerlos como queramos. Bon appétit!

08 junio 2016

0

Diferencia entre masa filo y masa brick o brisa

Diferencia entre pasta filo y pasta brick o brisa

¿Qué diferencia existe entre la pasta brick y la pasta filo? ¿Son el mismo tipo de masa? Esa es una de las preguntas más habituales que nos hacemos muchas veces a la hora de adquirir uno de estos dos tipos de masa en un supermercado. Son casi iguales pero con pequeñas diferencias que vamos a ver. Siempre van a quedarnos crujientes, ya sean fritas, horneadas o a la plancha. Un mundo de posibilidades se abre ante nosotros con estos dos tipos de masa. Lo que no voy a entrar es en detalles de su proveniencia en profundidad ni nada por el estilo, una cosa cortita y simplemente para saber un poco de ellas y qué diferencia hay. Sin marear la perdiz.

Las dos masas provienen de la zona de oriente y son muy utilizadas en su cocina tradicional. Phyllo o Filo, significa hoja en griego. Muchos platos griegos populares se hacen con masa filo, y es ideal para aperitivos o postres. Esta masa tiene la particularidad de que se reseca muy fácilmente y se parte, por lo que siempre tenemos que trabajar con ella envolviendola en un paño húmedo y untando mantequilla entre las diferentes capas que hagamos con ella. Tiene que ser un trabajo rápido y con destreza. No podemos ponernos a pensar qué hacemos mientras trabajamos con ella. Si queremos hacerla en casa es bastante complicado, no por los ingredientes, por la finura que tenemos que darle a la masa filo, que tiene que ser casi transparente. Suelen hacerse como unas especie de milhojas pero que no son tan grasas al no tener tanta mantequilla.

La masa o pasta brick es algo más gruesa que la masa filo y podemos manejarla un poco mejor. Yo la prefiero. Suele venir redonda, a diferencia de la masa filo, que normalmente viene en cortes rectangulares e incluso con varias capas de masa, una sobre otra. La masa brick o brisa se consume con diferentes tipos de rellenos que se preparan con anterioridad.  Lo que solemos hacer es ponerlos encima y cerrarlos formando cestitas o saquitos de lo que más nos guste. Podéis ver por ejemplo estos saquitos de masa brick rellenos de espárragos trigueros y jamón ibérico. Una receta de lujo.

No os voy a dar la receta para hacerlas en casa, eso lo dejo para cuando me anime a hacerlas yo mismo. Aunque me da la impresión que prefiero comprarlas, no es tan cara y me quita mucho trabajo. ;) Espero que os haya quedado un poco más claro. Ya pondré las fotos cuando las compre de nuevo. ¿Y vosotros con cuál os quedáis? Bon appétit!

07 junio 2016

0

Saquitos brick de esparragos trigueros y jamon iberico

Saquitos brick rellenos de espárragos trigueros y jamón ibérico

Pues hoy me toca enseñaros a elaborar estos fantásticos saquitos de pasta brick rellenos de espárragos trigueros y jamón ibérico. Mira que llevo recetas ya a mis espaldas, pero os aseguro que me comía todos los que me pongan. Están para devorarlos pero de dos en dos. Los espárragos están en su temporada y dije, vamos a combinarlos con jamón ibérico y un poco de queso de untar para darle un toque de cremosidad.. Pues dicho y hecho. Saquitos de brick con espárragos verdes, jamón y queso... Una locura de receta que es muy fácil de elaborar y que ahora os explico para sorprender a la familia o vuestros amigos. Animaos y seguidme en Face!!

Saquitos de brick con espárragos trigueros y jamón ibérico



Dificultad: baja
Coste: bajo-medio

Ingredientes: (8 saquitos)

- 1 paquete de pasta brick
- 1 manojo de espárragos verdes o trigueros
- 100 gramos de jamón ibérico
- 1 diente de ajo
- 1 cebolla mediana
- 1 tarrina de queso de untar
- Pimentón de la Vera
- Mantequilla
- Sal
- Cebollino fresco
- Aceite de oliva virgen

Preparación:

Ponemos los espárragos verdes o trigueros a remojo después de trocearlos con la mano y desechar la parte más cercana al tallo. Los trozos como de un par de centímetros o tres de largo. Lo vamos a dejar en agua al meno media hora para que pierdan algo de amargor.

Picamos el ajo, y refreimos en una sartén con un poco de aceite de oliva virgen a fuego bajo-medio. Añadimos la cebolla picada y dejamos pochar. Cuando la cebolla está casi transparente, añadimos los espárragos escurridos. Dejamos que se hagan los espárragos y que se pongan blandos. Lo probaremos de vez en cuando y removemos. Salpimentamos al gusto.

Cuando los espárragos están blandos, apartamos del fuego. Añadimos media cucharadita de pimentón de la Vera y removemos (Utilizad pimentón de calidad, por favor, que se nos va la vida en ello. Yo utilizo Las Hermanas, Chitana, pero hay muchísimas marcas con una calidad excepcional. Por favor que me he enterado que mi vecina estaba comprando pimentón de China! Casi me da un infarto..)

Agregamos el jamón ibérico troceado y un par de cucharones de queso de untar. Mezclamos para que se integren los ingredientes y dejamos reposar para que enfríen.

Preparar relleno

Cerrar y poner al horno

Con ayuda de una brocha de silicona o de cocina, vamos a ir pintando las obleas de pasta brick y posteriormente, ponemos una buena cucharada del relleno que teníamos preparado. No hace falta que pintéis toda la oblea, lo que veamos que va a ser posteriormente el saquito. Como son grandes, yo les corté un trozo de la parte más exterior una vez que hice el saco. Cortamos con un cuchillo lo que creemos que sobra y listo.

Cerramos con ayuda de un cebollino fresco y ponemos los saquitos en la bandeja para horno con su papel para evitar que se peguen. Los dejamos a 170 grados unos 10 minutos. Cuando veamos que empiezan a tostarse están listos. Sacamos del horno y presentamos nuestros saquitos de pasta brick rellenos en grupo o individualmente. Bon appétit!

05 junio 2016

0

Patacones o tostones de platano macho frito


Patacón o tostón de plátano macho

El patacón o tostón de plátano macho verde frito es una receta tradicional y muy típica de sudamérica. Es un plátano macho, lo recalco porque es importante, normalmente verde y que a la hora de manipularlo veréis que tiene una cáscara bastante más dura que lo habitual. No es una cáscara que podamos quitar con la mano directamente, como podríamos hacer con un plátano de canarias o una banana. ¿El resultado de los patacones o tostones? Pues una especie de patata frita muy, pero que muy crujiente, que podemos comer al estilo de chips salados o agregarle azúcar por encima. Os va a sorprender porque no sabe a plátano, o casi no sabe, es como la patata frita. Yo les puse sal y es una gozada, empiezas a comer y no puedes parar. Al final te comes un plátano entero sin darte cuenta. Más adelante, os enseñaré a hacer unas fantásticas barquitas para rellenar con el plátano macho que son increíbles. ¿Qué os parecen estos patacones o plátano macho frito? ¿Habás preparado alguna vez el patacón o plátano macho frito? ¿Sabes alguna otra receta que lleve el plátano macho frito como acompañante?

Patacones o tostones de plátano macho frito

Patacones o tostones de plátano macho frito


Dificultad: muy baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 4 plátanos macho verdes
- Sal
-Aceite de oliva o girasol (cuestión de gustos)

Preparación:
Primero le quitaremos la cáscara a los plátanos. Para ello le haremos dos cortes a lo largo. Uno por la parte superior y otro por la inferior. Sin llegar a la carne, claro. Retiramos la cáscara y troceamos. Como de un par de centímetros de grosor, aunque podéis hacerlo más grueso si queréis. Reservamos.

Ponemos un film transparente en la tabla y reservamos otro trozo. Luego los utilizaremos para aplastar el plátano.

Ponemos la sartén con aceite para freír, ya sea de oliva, que le dará más sabor, o de girasol, que es un sabor más neutro, a fuego medio. Cuando está el aceite caliente, vamos a ir echando poco a poco los trozos de plátano.

Plátano verde macho

Estrujar con un recipiente o toconera

Freír los tostones

Vamos a freírlos por encima, no mucho, que tome un poco de color solamente. Los vamos poniendo sobre papel de cocina.

Ahora iremos aplastando los trozos. Debajo el film, ponemos el trozo y encima otro film. Aplastamos con un vaso o con un recipiente y reservamos.

Ponemos la sartén a fuego fuerte y volvemos a freír. Cuando tomen color, y nunca quemados, los pasamos a un papel de cocina para eliminar el exceso de aceite. Echamos sal inmediatamente por encima y listos para comer. Si queréis podéis poner azúcar por encima o incluso mojarlos en alguna salsa, como la salsa mayonesa casera que podéis mirar en mi blog. Bon appétit!

03 junio 2016

Las primeras cerezas certificadas del Jerte salen al mercado


El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida Cereza del Jerte ha comenzado a certificar las primeras cerezas de la variedad Navalinda, la única que tiene pedúnculo certificada en el Valle del Jerte. Estas cerezas, que pronto se encontraran en el mercado, cuentan con la contraetiqueta que garantiza su máxima calidad.

El presidente del Consejo Regulador, Ignacio Montero, comentó que las previsiones de campaña de cereza Navalinda, única variedad amparada por la Denominación de Origen, “oscilará entre los 600 y 700.000 kilos”. Hasta el momento, “la campaña se ha visto retrasada debido a las lluvias y el frío durante la floración pero se espera tener una producción de calidad aunque de menor cantidad”, añade Montero. Aproximadamente el 60 por ciento de la producción de cereza se destina al mercado exterior.

En el Valle del Jerte el cultivo de las cerezas se desempeña de una manera natural, tradicional y sin aditivos, lo que consigue que las cerezas y picotas tengan un sabor único y un altísimo contenido en vitaminas, oligoelementos, flavonoides, etc. Tras una cuidadosa selección a pie de árbol, de acuerdo a un riguroso control de calidad, sólo las mejores se identifican con el sello de la Denominación de Origen Cereza del Jerte.

Existen muchos tipos diferentes de cereza, la variedad principal en la zona del Jerte es la cereza sin rabito llamada picota que llegan a partir de la primera quincena de junio y que, con la máxima calidad garantizada por la contraetiqueta que siempre les acompaña, estarán en los mercados hasta la primera semana de agosto.

La máxima calidad que garantiza la Denominación de Origen Protegida Cereza del Jerte es muy fácil de encontrar en cualquier frutería gracias a la contraetiqueta que acompaña cada caja de cerezas y picotas procedentes del Valle del Jerte.

Consejo Regulador D.O.P. Cereza del Jerfte: 927 47 11 01/03 Pilar Díaz Flores picota@cerezadeljerte.org

02 junio 2016

0

Frittata de esparragos verdes, berenjenas y bacon

Frittata de espárragos verdes, berenjena y bacon

Os enseño a preparar una fritata de espárragos verdes o trigueros con berenjenas y bacon. La frittata es una especie de tortilla, muy similar a la nuestra, que se prepara en la gastronomía italiana. Yo la elaborado con espárragos verdes, aprovechando que estamos en temporada, y para hacerla más jugosa aún, la he combinado con berenjena y bacon, que le otorga más sabor aún, con su toque de ahumado. La diferencia con una tortilla nuestra es que, nosotros le damos la vuelta y ellos lo que hacen para la frittata es dejarla cuajar a fuego muy lento. Me reservo cómo se termina para que leáis la receta hasta el final :) y veáis su toque italiano.

Frittata de espárragos trigueros


Frittata de espárragos verdes, berenjena y bacon


Dificultad: baja
Coste: bajo

Ingredientes: (4 personas)

- 6 huevos frescos
- 1 manojo de espárragos trigueros
- 1 diente de ajo
- 1 berenjena
- 150 gramos de bacon ahumado
- 1 tomate
- Sal
- Tomillo
- Aceite de oliva virgen

Preparación:
Lo primero que haremos es trocear con la mano los espárragos trigueros. Desechamos la parte más cercana al tallo, que será la más rura. Los metemos en agua para que pierdan un poco el amargor durante media hora como mínimo. Laminamos el diente de ajo y troceamos el tomate en dados grandes. Troceamos el bacon. Reservamos.

Refreír espárragos

Dejar que las verduras de pongan blandas

En una sartén, que tiene que ser nueva o buena y que no se pegue nada, echamos un chorro de aceite de oliva virgen y refreímos el ajo laminado. Cuando tome un poco de color, añadimos los espárragos verdes bien escurridos. Tienen que quedar blandos, así que lo dejaremos a fuego suave y removeremos pasados unos minutos. Al cabo de cinco o diez minutos, pelamos la berenjena, la troceamos a dados gruesos y la incorporamos a la sartén. Removeremos de vez en cuando.

Agregamos sal y un poco de tomillo al gusto. También le podemos poner un poco de albahaca si queremos. Cuando la berenjena y los espárragos están casi listos, añadimos el tomate y el bacon. Dejaremos el conjunto hasta que las verduras estén blandas pero sin que se deshaga el tomate.

Batimos los huevos y le añadimos las verduras. Mezclamos.

A continuación, limpiamos la sartén y añadimos un chorrito de aceite de oliva. Ponemos a fuego bajo, muy bajo, y echamos la mezcla de huevos y verduras. Tiene que hacerse por completo y cuajar. Yo le puse una tapadera y la dejé hasta que se terminó de cuajar. Por eso la importancia de una buena sartén y que no se pegue la frittata.

Una vez lista, aquí viene el toque de cocina italiana, le vamos a dar un toque de grill en el horno. Yo no pude meter la sartén en el horno, así que lo pasé a un plato, ya que está cuajada y la puse al grill de un horno pequeño de cocina. El resultado es el mismo. Una vez se ha dorado por encima, ya tenemos lista nuestra frittata de espárragos verdes. Bon appétit!