12 octubre 2011

Conserva de berenjenas y pimientos rojos

Conserva de berenjenas y pimientos rojos

La conserva de berenjenas y pimientos rojos es tradicional de Rumanía. Tiene un sabor agridulce muy suave y es el acompañante ideal de muchos platos de carne o como entrante. Su nombre original es conserva din vinete si gogosari. Estas conservas se suelen preparar a finales de verano y principios de otoño para poder comerlas durante todo el invierno y primavera. El pimiento que se utiliza en Rumanía es un pimiento rojo más redondo y con mucha carne. Este tipo de pimiento no lo he visto generalmente por ningún mercado, podemos sustituirlo por el mismo pimiento rojo que utilizamos para hacer los pimientos al asados. La receta, aunque no lo parezca, es muy sencilla.

Conserva de berenjenas y pimientos rojos


Dificultad: baja-media
Coste: bajo

Ingredientes:

- 1/2 kilo de berenjenas
- 1/2 kilo de pimientos rojos
- 1/4 coliflor mediana
- 1/4 kilo de zanahorias
- 1/4 litro de vinagre
- Pimienta negra y pimienta de Jamaica (si no la tenemos ponemos un poco de nuez moscada y un clavo de olor)
- Mostaza en grano
- Dos hojas de laurel
- Una cucharada de miel
- Una rama de Tomillo
- Sal (sin yodo)
- Azúcar
- Dos cucharadas de aceite de girasol

Preparación:
La noche anterior se ponen las berenjenas cortadas a rodajas de un dedo de gruesas con agua y sal para que pierdan la amargura. Ya con las berenjenas preparadas de la noche anterior, cortamos los pimientos en rodajas también de un dedo de grosor. Las zanahorias las cocemos diez minutos para que se ablanden un poco y luego las cortamos también en rodajas algo más finas. La coliflor se lava y se separan las ramas en trozos medianos.

En una olla grande echamos dos tazas de vinagre, dos litros de agua, un poco de sal, cuatro cucharadas de azúcar, unos cuantos granos de pimienta negra, de Jamaica y un poco de mostaza en grano. Una cucharada de miel, dos hojas de laurel, un poco de tomillo y dos cucharadas de aceite. Cuando llegue a ebullición, metemos los pimientos, los dejamos un minuto y los sacamos con ayuda de una paleta o espumadera. Se reservan en un bol o una olla aparte. El caldo también se reserva porque nos servirá más adelante.

Las berenjenas las quitamos del agua y las limpiamos para que estén secas. En una sartén con un poco de aceite y las freímos solo unos segundos, no se fríen totalmente. Las sacamos y vamos a ponerla en papel absorbente. Las dejamos que pierdan el calor. Una vez que lo tenemos todo listo, vamos a ir metiendo en botes de cristal todas las verduras. Es decir, una rodaja de berenjena, luego un trozo de coliflor, luego un trozo de pimiento y así hasta llenar los botes.

Por último ponemos encima de todas las verduras un trozo de raíz de apio (si no tenemos ponemos un trozo de apio con las hojas). Cuando tenemos los botes llenos con las verduras, con ayuda de un cazo, vamos a ir echando el caldo de la olla que teníamos reservado. Cerramos y esterilizamos los botes. Los guardamos y podremos utilizarlos cuando queramos. Bon appétit!
loading...