Paté de buey de mar

Paté de buey de mar

 

¿Has probado a preparar el paté de buey de mar casero? Es muy fácil y está realmente delicioso. Además, como es un paté que se sale un poco de lo común, podemos comprar un buey de mar, de esos que vienen ya cocidos, y preparar este paté para alguna ocasión especial, como por ejemplo las fiestas de Navidad.

También hay un paté que se prepara mucho en ocasiones especiales o Navidad, como es el paté de cabracho, y que puedes encontrar la receta del falso paté de cabracho, mucho más simple y económica, pinchando en el enlace.

Para el paté he comprado un buey de mar congelado de los que vienen ya cocidos. Eso me ha quitado el trabajo de cocerlo, eso sí, el trabajo de sacar la carne al cangrejo, no nos lo va a quitar nadie, si queremos preparar esta delicia.

Aquí no hay trucos, es sentarse y, con tranquilidad ir partiendo y sacando el contenido del interior del buey de mar, esta será la base y el sabor de nuestro paté. Estoy seguro que os va a encantar, y que, una vez lo probéis, lo haréis en más de una ocasión, ya que tiene un sabor diferente y está delicioso.

Y si te animas a hacer mi receta, corre a tu tienda habitual, porque si está cerca la Navidad, se acaban los buey de mar y no podrás encontrarlos.

 

Paté de buey de mar

 

Paté de buey de mar

Dificultad: baja media
Coste: bajo medio

Ingredientes:

– 1 cangrejo ‘buey de mar’ de unos 600 gramos congelado y cocido
– 125 ml de tomate frito
– 400 ml de nata para cocinar
– 1 ñora
– 50 gramos de mantequilla con sal
– 4-5 huevos frescos
– Sal
– Pimienta
– Cayena o salsa Tabasco (opcional)
– Si quieres aumentar un poco el tamaño o cantidad del paté, puedes añadir 6-8 palitos de cangrejo
– Mayonesa para poner junto al paté (opcional) y picatostes para untar

Preparación del paté:

Lo primero y un poco más tedioso de esta receta, pero inevitable, como dije antes es sacar la carne al cangrejo. Para ello nos armaremos con unas tenazas para marisco y si no tenéis vale un abridor de nueces o incluso el mazo de un mortero. Lo que tengáis a mano. Eso, para las pinzas y partes más duras.

Una vez abierto el buey de mar, procederemos a sacar la carne y ponerla en un recipiente o bol. Intentaremos que no se nos cuele entre la carne ningún trozo de caparazón duro. Siempre se puede colar un trocito y tampoco pasa nada.

En el recipiente o bol pondremos el jugo que vaya soltando e intentaremos aprovechar al máximo el contenido del cangrejo. Los demás trozos que no podamos aprovechar, podemos incluso ir comiéndolo mientras hacemos esta operación…por abrir boca.

Una vez lo tenemos, lo pasamos a un recipiente mayor, añadimos la nata,  la mantequilla a temperatura ambiente, la carne de la ñora, que habremos puesto en remojo con anterioridad, puedes ver un artículo en mi web sobre cómo sacar la carne a las ñoras o a los pimientos choriceros.

 

Ingredientes paté de buey de mar

 

Salpimentamos, añadimos el tomate frito, si queremos darle un toque picante agregamos unas gotas de tabasco o cayena, pero sin pasarnos, el trozo de pepinillo agridulce y trituramos.

Añadimos a continuación los 4 huevos, 5 huevos, si no son muy grandes, y ahora, si queremos, podemos añadir y triturar también, junto con la mezcla anterior, unos 6-8 pelitos de cangrejo, para así aumentar un poco la cantidad de paté, esto es opcional.

Ponemos el horno a calentar a 170-180 grados.

Forramos un molde de los que se suelen utilizar para los plumcake, con papel de horno. Esto hará que sea más fácil desmoldar.

 

Meter al horno el paté de buey de mar

 

Echamos el contenido dentro del molde y ponemos al baño María, es decir, echamos agua hasta la mitad o algo más en la bandeja del horno y cuando esté a su temperatura, metemos la bandeja de agua con el molde en medio.

 

Descubre también este paté de langostinos SIN horno. Una auténtica delicia, fácil y sin complicaciones, que tendrás listo en 5 minutos.

 

Dejamos 50-60 minutos dentro del horno y abriremos para comprobar si está listo y cuajado, esto lo haremos hincando un palillo largo dentro del paté de buey y si sale limpio, está listo, si sale mojado, debemos cerrar el horno y esperar hasta que se haga. Esto dependerá del horno y variará siempre un poco.

Una vez listo, sacamos con cuidado, y dejamos enfriar antes de meterlo en el frigorífico, donde dejaremos el paté, al menos tres horas.

Desmoldamos con cuidado y servimos junto con un poco de mayonesa en un lado del paté. Bon appétit!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: www.elfogondelaperlagris.com.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a www.cdmon.com que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.